Nacional

José Vicente Haro advierte “corralito financiero” con la dolarización en Venezuela

 Caracas.-  La apertura de cuentas en dólares en Venezuela, luego del visto bueno y la luna de miel entre Nicolás Maduro y la moneda estadounidense, sigue generando dudas entre los venezolanos.

Una nueva alerta sobre la apertura de cuentas en dólares en Venezuela, fue emitida por especialistas venezolanos quienes aseguran que a las libertades financieras enmarcadas en la dolarización al estilo Maduro, podría seguirle un “corralito financiero”.

El economista José Vicente Haro fue claro al indicar que “nunca” abriría una cuenta en dólares en algún banco venezolano. Asegura que el gobierno chavista creará de inmediato un “corralito financiero”. Ésto despojaría a los cuentahabientes de su dinero.

“Obligará a convertir divisas a bolívares y a que los bancos entreguen dólares al Banco Central de Venezuela y den bolívares a cuentahabientes: no dólares (caso Argentino 2001)”, escribió.

¿Qué es el corralito financiero?

Se conoce como corralito financiero a la medida que llevan a cabo los Gobiernos, destinada a evitar la quiebra del sistema bancario en tiempos de recesión económica, cuando la confianza ha menguado notablemente.

El origen de ella es que las personas comienzan a desconfiar del sistema, y por ende, empiezan a retirar sus fondos en efectivo.

«Cuando este movimiento se produce en masa, los bancos no disponen de suficiente liquidez para poder afrontarlo, por lo que debe intervenir el Gobierno, y poner una serie de limitaciones, como establecer un monto máximo del que dispondrán los usuarios, en un lapso específico

Otras de las medidas utilizadas es la prohibición de envíos económicos al exterior, entre otras.

Unas de las situaciones en las que se puede producir es cuando la banca de un país está quebrada.

Eso quiere decir que, ni aun convirtiendo todos los activos de los bancos en dinero en efectivo con el que pagar a los diversos acreedores de los bancos, entre los que están los depositantes, tendrían dinero para pagar toda la deuda.

“Hay un agujero y lo que se trata de ver es cómo se costea ese agujero”, reseñó BBVA en un artículo sobre el tema.

El corralito financiero más reciente, es el de Argentina en 2001

Si hay una fecha reciente marcada en la memoria de los argentinos como pesadilla económica es el 3 de diciembre de 2001, cuando Argentina se enfrentó a un ‘corralito’ decretado por el presidente Fernando de la Rúa.

El dirigente de centroizquierda no era consciente entonces, pero con su actuación acababa de dar vida a un nuevo término que se acuñó en Argentina y que ha ganado fama mundial.

El ‘corralito’, que con tan solo escucharlo podría provocar escalofríos entre los ciudadanos de cualquier país en crisis, también tocó la puerta de los venezolanos a mediados de 2015 con la falta de efectivo y la limitación de retiros de dinero en efectivo.

En Argentina, la causa fue la grave crisis de deuda, por unos 100.000 millones de dólares, provocada por una política de sobreendeudamiento.

Esto degeneró en una falta de liquidez y una masiva fuga de capitales. En los 11 primeros meses de 2001 se retiraron 18.000 millones de dólares debido a la enorme desconfianza de los ciudadanos en la solidez de las entidades.

El primer día de diciembre de 2001, el exministro de economía, Domingo Cavallo, anunció las restricciones para retirar el dinero que los ciudadanos tenían depositados en cuentas corrientes y cajas de ahorro, es decir, el cierre bancario.

Y, como es lógico, las respuestas no se hicieron esperar. El 20 de diciembre, tras semanas de caos entre protestas y represión, De la Rúa abandonó el poder.

La imagen de Argentina era la de un país sumido en un profundo desastre. Para el momento cinco presidentes pasaron por el poder en menos de un mes.

Con información de la

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar